Home / Sintomas / Trastornos del sueño. Así no hay quien viva
trastornos del sueño

Trastornos del sueño. Así no hay quien viva

Tanto si sólo padeces trastornos del sueño ocasionalmente, como si convives con una enfermedad del sueño puedes conseguir una mejor calidad del sueño y aprender a manejar mejor este trastorno.

No sólo la falta de sueño es un problema. Incluso puede suceder el comportamiento opuesto: la excesiva somnolencia  llamada hipersomnia.

¿Qué son los trastornos del sueño?

Son un grupo de enfermedades que afectan a la capacidad para dormir bien habitualmente.  Estén causados por un problema de salud o por demasiado estrés, cada vez más personas dicen tener problemas de sueño muy a menudo.

Si estos problemas empiezan a ser habituales, indica que hay un trastorno del sueño.

¿Son graves los trastornos del sueño?

Algunos trastornos del sueño son lo suficientemente graves como para impedir el normal funcionamiento físico, emocional y mental.

Dependiendo del tipo de enfermedad del sueño puede que te cueste mucho conciliar el sueño y sentirte cansado todo el día. La falta de sueño puede tener un impacto negativo sobre tu estado de ánimo, capacidad de concentración, y salud en general.

A corto plazo la falta de sueño afecta al rendimiento; a medio o largo plazo puede o bien  empeorar o bien conducir a una nueva enfermedad.

Podrían ser un síntoma de otra enfermedad

A veces,  los trastornos del sueño son debidos a otra dolencia; incluso una enfermedad mental. Por eso, al tratar la enfermedad subyacente los problemas del sueño acabarán por desaparecer.

Y un sueño de mejor calidad podría ayudar a aliviar otros problemas de salud mental.

¿Cuáles son las causas de los trastornos del sueño?

En muchos casos bajo estos trastornos del sueño hay otra enfermedad, que pueden ser:

  • Alergias, resfriados y otros problemas respiratorios que te hace difícil respirar por la noche.
  • La nocturia o necesidad que una persona tiene de despertarse de noche para ir a orinar en repetidas ocasiones. Acude al médico si esta necesidad de orinar con frecuencia va acompañada de sangrado o dolor.
  • El dolor crónico que te puede dificultar el conciliar el sueño; y despertarte después de haberte dormido.

En algunos casos el dolor crónico puede ser  agudizado por los problemas del sueño. Por ejemplo, el desarrollo de la fibromialgia podría estar ligado a los trastornos del sueño.

  • El estrés y la ansiedad, las pesadillas, el sonambulismo y el hablar dormido (somniloquia) también pueden alterar el sueño.

Test del sueño

Para cuantificar los problemas del sueño comúnmente se utiliza la polisomnografía (del gr. poly, “muchos”; somno, “sueño”; y graphy, “escritura”). Que es una prueba que utiliza múltiples parámetros.

Categorías:

Existen más de 100 tipos de trastornos del sueño, por eso es tan importante que te diagnostiquen bien. Los trastornos más frecuentes son:

  • Insomnio.- Este tipo de trastorno del sueño se caracteriza por la incapacidad para dormirse/o para mantenerse dormido.
  • Apnea del sueño.- Donde la respiración de la persona se ve interrumpida por cortos lapsos de tiempo; lo que la despierta. Esto produce gran somnolencia durante el día. Y si se deja sin tratar una apnea del sueño severa puede estar asociada con tensión alta, riesgo de derrame cerebral y de ataque al corazón.
  • Síndrome de piernas inquietas.- Este es un trastorno en el cual se necesita mover las piernas por sensaciones molestas –de hormigueo o picor- en éstas.
  • Parálisis del sueño.-La persona se despierta en medio de la fase REM cuando su cerebro está activo pero su cuerpo no.  Lo cual le impide mover su cuerpo a excepción de los ojos, pudiéndose presentar alucinaciones causadas por el miedo.
  • Parasomnias.- Las pesadillas, los terrores nocturnos, el sonambulismo, hablar mientras se duerme, los golpes en la cabeza, orinarse en la cama y rechinar los dientes son formas de problemas del sueño llamados parasomnias.
  • Narcolepsia.- Se trata de un problema neurológico que afecta al control del sueño y de la vigilia. Algunos pacientes sufren de ataques de sueño: de repente, uno se duerme sin querer (a cualquier hora del día). En cambio, otros pacientes no padecen estos ataques de sueño pero sí gran somnolencia durante todo el día.

El mejor tratamiento

En aquellos casos en los que no hay otra enfermedad subyacente que esté ocasionando estos desórdenes del sueño el tratamiento requiere una combinación de procedimientos médicos y de cambios en tu estilo de vida.

Existen tratamientos para la mayoría de los problemas del sueño. A veces, sólo tener buenos hábitos para dormir puede ayudar.

Cuídate

Si sospechas que podrías estar aquejado de un trastorno del sueño es importante que te diagnostiquen y recibas tratamiento de inmediato.

Si se dejan sin tratar, pueden tener consecuencias nefastas para tu salud. También podrían afectar a tu rendimiento laboral, tensar tus relaciones personales, y perjudicar tu capacidad para llevar a cabo tus actividades diarias.

Check Also

dolor muscular

Dolor muscular. ¿Un dolor inmenso o soportable?

El dolor muscular, o mialgia, es un dolor muy común. Puesto que hay tejido muscular …

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies